Portada  |  3 agosto, 2016

Esto Le Pasa a Tus Ojos Si Ves El Monitor Por 4 hrs Al Día

El síndrome moderno que afecta a más de 70 millones de personas

Esto es lo que le puede suceder a tus ojos si pasas mas de cuatro horas al día mirando la pantalla del ordenador.

El síndrome visual informático (SVI) es un trastorno moderno. Desde hace años, nuestro tiempo de exposición diaria a las pantallas no deja de aumentar. Porque llegas al trabajo y te sientas frente a una, sales y desvías la mirada a la del móvil, y en el momento en el que pones los pies en casa no tardas en encender algún otro dispositivo para contestar emails, enterarte de lo que ha sucedido en el mundo o, simplemente, navegar para evadirte un rato. A veces se nos olvida hasta parpadear.

Sindrome-Visual-Informatico_PLYIMA20160801_0019_1

Se estima que más de 70 millones de trabajadores de todo el mundo tienen riesgo de padecer este síndrome. Un grupo de oftalmológos, dentro de un estudio publicado en la revista Medical Practice, incluso ha elaborado una detallada lista de profesiones en los que el desarrollo de síntomas es más elevado. Contables, banqueros, ingenieros, secretarios, diseñadores gráficos, periodistas o Taringueros en resumen, todos aquellos que no pueden trabajar sin la ayuda del ordenador presentan un mayor riesgo de sufrir SVI.

Y eso sin contar a los estudiantes y los millones de jóvenes que juegan cada día a videojuegos…

Qué-es-el-síndrome-visual-informático

Estudios revelan que entre el 70% y el 90% de las personas que usan el ordenador más de cuatro horas diarias desarrolla al menos un síntoma. Visión borrosa o doble, fatiga ocular, sequedad, ojos irritados o dolores musculares y articulares.

Las razones de este problema son varias. Los píxeles hacen que las letras en la pantalla del ordenadores no sean tan definidas, el brillo también daña a los ojos, nos acercamos demasiado y no mantenemos una distancia prudente. También reducimos inconscientemente nuestra frecuencia de parpadeo.

¿Qué hacer para evitarlo?

sindrome-visual-informatico

Para empezar, baja el brillo de la pantalla, que sea más mate.

Luego, parpadea más. Normalmente, de media, se parpadea unas 17 veces por minuto. Trabajar con los ordenadores hace que el ritmo descienda a entre 12 y 15. Pero si te acuerdas, y parpadeas más, evitarás que los ojos se sequen tanto.

Puede que tengas que recolocar el ordenador en tu mesa en el lugar donde menos reflejos tengas. Un protector de pantalla que evite los deslumbramientos o unas lentes para ello pueden ser buenas soluciones.

Limpia la pantalla del ordenador más frecuentemente, pues acumula mucho polvo que contribuyen a la irritación de los ojos.

Cada 20 minutos, toma un descanso de 20 segundos y mira a algo que esté lejos.

Por último, acude al menos una vez al año al oftalmólogo, no te acuerdes de él solo cuando se te empiecen a irritar los ojos

Compartir en Facebook